Consejos

Consejos clave para vender una finca rápido

Cómo vender una finca rápido

La cuestión de cómo vender una finca rápido es planteada por todos los propietarios que quieren o planean desprenderse de la suya.

El objetivo, como es lógico, consiste en vender el terreno lo antes posible y obtener de ello el máximo beneficio que se pueda conseguir.

Para acercarnos todo lo posible a esta meta, tenemos que hacerlo bien y, para ello, es posible seguir unas pautas y consejos que nos ayuden a aumentar nuestras posibilidades.

En este artículo recopilamos algunos de los consejos clave, aunque el más importante probablemente sea confiar en profesionales con experiencia, ya que ellos contarán con todo el conocimiento y recursos para que saques el máximo beneficio a tu parcela.

Pide un precio que se corresponda a la realidad

El precio de la finca rústica va a ser motivo de negociación clave entre las dos partes, vendedor y comprador. El primero quiere siempre la cifra más alta y el segundo, la más baja posible. Hay que llegar a un acuerdo y ser realista es la mejor forma de conseguirlo.

Si quieres vender una finca rústica rápido, debes ajustar el precio a los condicionantes del mercado, entre los que se encuentra la ubicación del terreno, sus dimensiones y también la actividad que se vaya a desarrollar sobre él.

Un precio ajustado también reduce los márgenes de negociación, permitiendo que los compradores interesados tengan más posibilidades de quedarse la finca por un precio aproximado al que solicitas, en lugar de iniciar una interminable negociación que no lleva a ningún sitio.

Aprovecha todos los recursos de marketing actual

Como hemos comentado anteriormente, los profesionales del sector son los que más saben y mejores recursos tienen para promocionar tu finca. Entre estos recursos, destaca la publicidad en Internet, con elementos visuales o incluso audiovisuales, que pueden ayudar a los compradores a tener una idea de qué ofrece el terreno.

Las visitas virtuales, por ejemplo, son un desarrollo innovador que ayuda a los compradores en su decisión de venta.

De igual forma, te recomendamos que en la publicidad de la finca rústica vuelques toda la información posible y necesaria. Cuanto más sepan los compradores, menos dudas tendrán de invertir en el terreno que pones a la venta.

Por descontado, en este plan de marketing hay que resaltar las cualidades que ofrece la finca, pero siempre siendo transparentes también en aquellos factores menos favorecedores.

Mantén al día la finca rústica

Si quieres vender una finca rápido, no dejes que los trámites administrativos o retrasos en pago de impuestos ralenticen la operación.

Estando al día de todas las obligaciones fiscales relacionadas con el inmueble, la venta definitiva de la finca rústica podrá acelerarse al máximo y la transacción será lo más rápida posible.

Retrasarla por deudas con Hacienda y otros motivos administrativos, no solo puede implicar más tiempo, sino incluso que el comprador desista y se interese por otra finca que sea más fácil de adquirir.

Documenta todo lo relacionado con estos pagos y trámites y muéstralo a los compradores, para mejorar su confianza e incentivar su interés por el terreno.

Deja un comentario